sábado, 30 de enero de 2016

Entrada 179: De dimensiones y viajes

A veces pienso que resulta ridículo que la Tierra sea el único planeta habitado del Universo. Pero es tan grande que parece. Estamos lejos de todo. Es el lugar que nos tocó, y no hemos desarrollado las tecnologías necesarias.

Lo que si puedo creer es que este planeta sea el origen de la vida, y que si, tal vez, el resto está despoblado porque, justamente, no sabemos como viajar. En el futuro, habremos podido romper las barreras del tiempo y del espacio, para poder viajar distancias gigantescas, cruzando el Universo de punta a punta y no demorar millones de años. Así, el humano irá expandiendosé a otros planetas, aprendiendo a vivir en esos lugar e incluso evolucionando y adaptandosé.

Y como para entonces ya habremos aprendido a viajar a través del tiempo y del espacio, podremos aprovecharlo para viajar al pasado, al futuro, y entre dimensiones. Porque una cosa lleva a la otra. Falta mucho para desarrollar esto, pero se podrá.

Entonces, podremos colonizar el Universo y viajar en el tiempo. O sea, que los OVNIS en realidad no soy marcianos, es nuestra especie pero de un futuro distante, pero ellos aprendieron a volver. Nosotros todavía no concebimos eso. Los viajes en el tiempo serán sencillos, no tanto lo serán los viajes entre dimensiones. Eso es más complejo, pero también se logrará. Las dimensiones paralelas son infinitas. ¿Que hay más allá del Universo? Son cosas que nuestra mente no concibe. Es todo parte de un multiverso gigante. Y quizás no sea el único.

Al ser infinitas las dimensiones, las posibilidades son incontables. Dimensiones donde tal vez todo es distinto. O tal vez sean iguales. Parecidas. Similares. Más o menos. Puede haber humanos, perros, plantas, o tal vez otras cosas. Pueden estar avanzados, o muy atrasados, o igual que nosotros. Lo que se te ocurra.

Pero habrá una dimensión en especial, que romperá nuestra forma de ver todo. Una dimensión inalcanzable. La dimensión de la muerte. Los seres vivos, al morir, va ahí. Las almas. Todas. Es una dimensión sin tiempo ni espacio, las almas no necesitan eso. La cabeza humana no lo concibe, pero es así. Y es infinita. La única manera de entrar ahí es morir. Algunas almas pueden salir y regresar, ¿fantasmas, reencarnaciones? Puede ser.

Que interesante llegar a esa era, ¿no? Falta mucho. Lo esperaré ansioso en la dimensión de la muerte.

viernes, 29 de enero de 2016

Entrada 178: Pequeño relato fiable

Esta noche voy a cocinar salchichas. Hace mucho que no como salchichas, pero recuerdo la última vez que pasó. Fue un 14 de julio de 1953, estaba terminando de comer, cuando me llamaron por teléfono y me dijeron que acababan de matar al presidente Kennedy. Fue una noticia de alto impacto, así que inmediatamente me subí al Falcón que mi tía abuela, y fui urgente hasta el Correo, para darles la noticia. Cuando llegué, ya se había enterado, y estaban tomando cerveza, porque el turno ese día había terminado, por orden del presidente Alem, que dijo que había que honrar la memoria de los muertos tomando bebidas nobles. Fue una tarde muy divertida, comimos muchas papas fritas y quedaron recuerdos inolvidables.